Sara y Adrián rompen el hielo

La primera pareja de danza sobre hielo española que opta a clasificarse para unos Juegos Olímpicos lima los detalles de su programa para intentar pasar la prueba en el Trofeo Nebelhorn.
I. M.

Sara Hurtado y Adrián Díaz han roto el hielo. En concreto, en 2008 se convirtieron en la primera pareja de danza sobre hielo de la Federación Española de Deportes de Hielo que compite en pruebas internacionales y opta a clasificarse para los Juegos Olímpicos de Invierno de 2014. En el último mundial no consiguieron la plaza, por lo que la cita clave será el Trofeo Nebelhorn, que se celebra en Alemania a partir del 25 de septiembre.

Para ello, y debido a la falta de medios y de cultura del patinaje en España, se preparan desde hace meses en Montreal, Canadá. “En Madrid, todo el entrenamiento lo hacíamos en una pista en la que había que encajar las horas para el hockey hielo, el equipo nacional, la escuela y nosotros, por lo que acabábamos entrenando a las 7 de la mañana y era demasiado”, comenta Hurtado, madrileña de 20 años que afirma que en Canadá “hay una pista de hielo en cada esquina” aunque vivir tan lejos de su familia se le haga “durillo, sobre todo en invierno porque no puedes salir de casa”.

“En Madrid para entrenar no había entrenadores, ni instalaciones, ni ambiente”, añade Díaz, que nació en Barcelona hace 22 años. “En Madrid estábamos muy aislados y aquí tenemos parejas que están luchando por salir internacionalmente, entrenando igual de duro que nosotros”, corrobora su compañera en el hielo, quien sostiene que el nivel cada día es más alto en las competiciones debido a la cercanía de los Juegos Olímpicos de Sochi.

Conscientes de que son los primeros españoles en intentar superar este reto, han preparado una coreografía con mucho de su tierra natal pero sin ser “el típico flamenco”, según Hurtado. Así, el programa largo se basará la historia de Pablo Picasso con una de sus amantes, Dora Maar.

“Picasso cuando ve a una mujer primero piensa si sirve para pintarla, se acaba enamorando y cuando acaba de pintarla busca otra. De hecho, Dora acabó loca de atar porque él se va a buscar otra chica más joven, por lo que esa historia tiene un final más interesante”, señala la patinadora. Para el toque español más característico lo pondrá la pieza final: una canción de Estrella Morente.

A pesar de la pequeña lesión que sufrió Díaz a principios de agosto, la pareja trabaja para poder hacer realidad su sueño desde que comenzaron a patinar, siendo apenas unos críos. “Con los años les pedíamos a nuestros padres patinar más y más y de repente estás en el equipo nacional y te das cuenta de que es lo que más te gusta y es lo que quieres hacer”, asegura Díaz, quien fue el que dio el primer paso para formar este dúo que ya cuenta con cinco títulos del campeonato de España y que poco a poco va escalando puesto en las competiciones internacionales.



Recomendar

Comentar